Home » Preliminares » Preliminares

Preliminares

La grafología y la grafoterapia avanzan rápidamente gracias a la simplificación de sus elementos y a la coherencia, lógica y racionalidad de sus interpretaciones.

En base a estos atributos, Vicente Lledó registró su metodología haciéndola llamar Grafología Racional y yo, por mi parte y basándome en su estudio, he desarrollado un sistema específico de grafomotricidad, al cual he denominado Grafomotricidad Racional,  en honor al método de Vicente Lledó, del cual parte.

Las conclusiones que él estableció como óptimas y saludables —y que la experiencia grafoterapéutica ha demostrado siempre—, se corresponden con los resultados grafomotrices que se obtienen respetando ciertas normas preliminares: cómo coger el bolígrafo, forma y tono muscular del brazo y mano, percepción espacial, inclinación del papel, altura de la mesa y silla, etc.

Al tiempo, permiten contemplar y desarrollar los trazos escriturales como lo que son: movimientos en el espacio, sujetos, como cualquier otro movimiento, a unas leyes y formulaciones mecánicas y físicas, que sólo es posible que se den correctamente cuando la vía nerviosa que estamos empleando —desde el cuello hasta los dedos— está relajada1

Por otra parte y paralelamente, cada trazo está relacionado con el significado simbólico del gesto que se emplea en una comunicación no oral ni escrita.

 

———–

1 Con el transcurrir del tiempo, esta labor de relajación en el brazo se extendería al resto del cuerpo, facilitando y acelerando aún más el proceso grafoterapéutico.

Comentarios cerrados.